6 de febrero de 2013

La sirena que cantaba Rock



Era la primera vez que veía el mar y, aunque a algunos les pareciese extraño que alguien de tal edad no conociese aquel lugar ta conciliador, él sólo quería bañarse por primera vez en un lugar alejado del mundo. 
 Sus ojos, que parecían haber tomado prestado el color que aquel espacio presentaba, se posaron un instante en la bahía y, después, repararon en la cúpula naranja del atardecer. Se detuvieron, además, en los pequeños pajarillos (gaviotas, había oído a decir a un niño pequeño que apenas habría aprendido sus primeras palabras).
  En aquel momento estaba solo. Nadie lo veía y, aunque la noche acechaba con llegar y envolverlo todo con su oscuridad más perpetua, decidió bañarse en las tibias y, al mismo tiempo, cálidas aguas del mar.
  Se deshizo de sus pesadas ropas y, al entrar, oyó una voz que susurraba  su nombre y que le tentaba a adentrarse cada vez más; obedeciendo un impulso, comenzó a adentrarse cada vez más y más.
  Entonces no escuchó nada.
  Y, cuando decidido, iba a volver pudo oír la voz de alguien tarareando I was born to love you. Aquella sinfonía lo atrajo más que la primera que había oído. Nadó hacia la orilla, expectante  necesitaba ver a la poseedora de tal celestial armonía. Al llegar, el leve reflejo de una joven le sonrió dejando entonar a Queen y, después, desapareció ante sus ojos como si jamás hubiese estado allí.
  Aturdido volvió a una casa que había alquilado cerca de la playa y encendió la televisión: Estaban emitiendo las noticias.
  Fue, entonces, cuando un escalofrío recorrió su cuerpo: Una chica desaparecida veinte años atrás había aparecido muerta y, su cadáver  arrastrado hacia la orilla del mar de la playa en la que se encontraba. Cunado pusieron la foto de la joven la vio, no le cupo la menor duda: era ella...
   La sirena que cantaba canciones de Rock.


_________________________________________________________________________________
Tengo que dejar el blog por un tiempo y no sé si podré volver de, momento, espero regresar una vez a la semana pero he tenido algunos problemas de salud (Nada grave) y no quiero que se compliquen...
  Un beso y ya sabéis donde encontrarme:


BESOS*


9 comentarios :

  1. IMPRESIONANTE relato! Me ha fascinado, en serio :)
    Las fotos están geniales y espero que no sean nada graves esos problemas de salud. Recupérate pronto y, por favor, no dejes el blog!
    Un abrazo :3

    ResponderEliminar
  2. Buen relato y curioso y sobretodo original, me encantaron las fotos.
    Besazos :)

    ResponderEliminar
  3. ay cielo mejorate, si?
    Me encanto el relato y tus fotitos.
    Un beso guapa
    May R Ayamonte

    ResponderEliminar
  4. Me gusta muschísmo tu blog, y ya te sigo!
    Enhorabuena! Escribes genial. Besos.

    PD: Espero que visites el mio: http://leerimaginarescribir.blogspot.com.es/
    Y que me aconsejes y me sigas, para que me hagas igual de feliz como yo te he hecho a ti.
    Gracias. Te espero.

    ResponderEliminar
  5. Me encanta lo bien que has sabido reflejar todo esa tranquilidad y paz que transmite estar cerca del mar ;)

    ResponderEliminar
  6. Loved your blog hun! Very interesting!
    Let's follow each other (on Bloglovin, GFC and Instagram)? Would like yo stay in touch!

    xx

    ResponderEliminar
  7. Muy original la entrada, y sales muy guapa en las fotos. Ánimo, tú puedes. Nada es para siempre.
    Te sigo; si quieres pásate por el mío y me dices qué tal.
    Saludos.

    Luna Plateada

    ResponderEliminar
  8. q lindo relato,me gusto! no me esperaba ese final fue genial :)
    i mui lindas fotos,espero q sigas mejor cada dia mas,cuidate mucho!!
    besitos

    ResponderEliminar
  9. buena historia..!! me gusto mucho un gusto volverme a pasar por aca!!


    El 18 de febrero haré el lanzamiento oficial de mi nuevo blog...asi que en mi blog actual enamorada de Ti publicaré el link para que me puedas seguir..!! Espero verte ahi..

    ResponderEliminar

Muchas gracias por leer la entrada, si te ha gustado, no dudes en dejarme tu comentario y, si no es así, también aceptos críticas.